Cómo reemplazar un sensor de oxígeno de una Caravan de Dodge

Siri Stafford/Digital Vision/Getty Images

Todas las Caravan de Dodge están equipadas con al menos un sensor de oxígeno u O2, para abreviar. Dicho dispositivo mide la mezcla de aire y combustible que entra al motor. Éste asegura que la camioneta no tenga demasiado oxígeno ni muy poco en la mezcla. El sensor de O2 envía información a la unidad de control del motor (ECU, por sus siglas en inglés), lo cual permite ajustar la mezcla de combustible según sea necesario. Al ajustarla, la computadora es capaz de maximizar el desempeño al mismo tiempo que minimiza el consumo de combustible y las emisiones de gases.

  1. Apaga el vehículo. Cerciórate de permitir que el motor se enfríe por completo. Esto tomará varias horas.

  2. Levanta el frente de la Caravan con el gato hidráulico, ubicándolo en el área frontal diseñada para dicho propósito, la cual se encuentra cerca del radiador. La misma es una extensión del chasis.

  3. Pon los soportes de elevación bajo los bordes de sujeción del vehículo y baja la camioneta hasta que esté apoyada sobre los soportes de elevación. Los bordes de sujeción frontales están situados directamente debajo del las puertas del conductor y del pasajero.

  4. Ubícate bajo la Caravan y localiza el sensor de O2. Dicho dispositivo está unido al tubo de escape del vehículo, o bien antes o bien después del convertidor catalítico, dependiendo del modelo de tu camioneta.

  5. Desconecta los conectores eléctricos del sensor/tapón de O2.

  6. Afloja y quita el sensor de O2 con la herramienta para la remoción del mismo. Para hacer esto, sitúa el extremo de la herramienta sobre el sensor de oxígeno y gíralo en sentido contrario a las agujas del reloj, para aflojarlo.

  7. Instala el nuevo sensor de O2. La instalación debe realizarse al contrario que la remoción.

Más reciente

×